¿Qué es la autorrealización y cómo lograrla?
Autorrealización

Este es un término difícil de definir a cabalidad, ya que los pasos para llegar a la autorrealización varían en cada persona. Además, dependiendo de su cultura, condición social, economía, edad, y diferentes perspectivas de su propia vida y su entorno. Desde Hakuna Psicólogos queremos contarte en este artículo la importancia de la autorrealización personal, laboral y profesional, como motivarte para alcanzarla. También te daremos algunos ejemplos de autorrealización y te contaremos cuáles son sus tipos según Maslow y cómo lograrla.

Podríamos decir que la autorrealización es un estado de satisfacción por haber alcanzado ciertas metas y objetivos propuestos. Por lo tanto, sean pequeños logros o grandes metas de vida, donde con cada logro evidenciamos crecimiento personal y desarrollamos cada vez más nuestro potencial.

Por consiguiente, dar los pasos necesarios en función de nuestras metas personales, es necesario desplegar al máximo nuestras capacidades y habilidades o aprender nuevas. Para ir encaminándonos poco a poco a los logros de las mismas.

¿Por qué es importante la autorrealización?

¿Por qué es importante la autorrealización?

Como se menciona anteriormente, para alcanzar nuestra autorrealización personal debemos desarrollar y poner en acción nuestras capacidades, además de recomendarnos y retarnos a aprender habilidades nuevas. Por lo tanto, este aprendizaje constante nos ayudará a ser mejores personas y sentirnos cada vez más a gusto con nosotros mismos. Además, motivarnos a seguir avanzando y proyectarnos nuevas metas de vida.

Autorrealización – Motivación según Maslow

Ciertamente, Maslow crea una jerarquía de necesidades que los seres humanos debemos intentar satisfacer constantemente para llegar a la autorrealización, siendo esta el último escalón. Las ampliaremos a continuación:

1. Necesidades fisiológicas:

En primer lugar, estas incluyen las necesidades que tenemos de oxígeno, agua, proteínas, sal, azúcar, calcio y otros minerales y vitaminas. Además, otras necesidades incluidas aquí son aquellas dirigidas a mantenernos activos, a dormir, a descansar, a eliminar desperdicios, a evitar el dolor y a tener sexo. En resumen, todas aquellas necesidades básicas encaminadas a nuestra auto conservación y supervivencia, a nivel biológico.

2. Necesidades de seguridad y reaseguramiento:

Cuando las necesidades fisiológicas se mantienen satisfechas o compensadas, entran en juego estas necesidades. Empezarás a preocuparte por la búsqueda de cuestiones que te generen seguridad, protección y estabilidad. Dentro de esta búsqueda será importante desarrollar una necesidad de establecer límites contigo y los demás. Incluso podría entrar la necesidad por prestar especial atención a tus miedos y situaciones que generan inseguridad o estrés.

Cada persona puede buscar necesidades de seguridad distintas, dependiendo de su edad, cultura, condición social y económica. Además, este grupo de necesidades se representa en nuestras urgencias por hallar una casa en un lugar seguro, estabilidad laboral, un buen plan de jubilación, un buen seguro de vida y demás.

3. Necesidades de amor y de pertenencia:

Cuando las necesidades fisiológicas y de seguridad se completan, empiezan a entrar en escena las terceras necesidades. Empezamos a tener necesidades de amistades, de pareja, de niños y otras relaciones afectivas, incluyendo la necesidad de pertenencia a una comunidad.

Por otro lado, es posible también que nos podamos volver más susceptibles a la sensación de soledad, ansiedad y tristeza, cuando no alcanzamos estas afiliaciones de manera satisfactoria.

4. Necesidades de estima:

En este punto, Maslow propone dos versiones de necesidades de estima en la autorrealización, una baja y otra alta.

  1. La estima baja se refiere a la necesidad de conseguir el respeto de otros, la necesidad de estatus, fama, reconocimiento, atención, reputación, apreciación, dignidad, entre otras.
  2. La estima alta incluye aquellas necesidades de respeto por uno mismo, también sentimientos de confianza, mejoramiento de competencias, logros a distintos niveles, independencia, etc. Esta última se considera alta, ya que son necesidades que se buscan y se encaminan a sí mismo, al crecimiento personal, autoconcepto, amor propio. Por lo tanto, sin darle mayor relevancia a la opinión de los demás y enfocándose en sí mismo.

5. Autorrealización:

Es el último nivel de la pirámide. Maslow utilizó diferentes términos para referirse a la autorrealización personal, como motivación de crecimiento, necesidades de ser, y auto actualización.

Para llegar a este nivel de la pirámide es necesario satisfacer continuamente los escalones anteriores para ser, según Maslow, ser una persona centrada en la realidad. Además de tener la capacidad de generar soluciones a los problemas, más que quedarse enfocada en ellos.

También es importante ser independiente, con autonomía, con capacidad de escapar a la presión social para realizar algo que no quiere, sentirse cómodo estando solo, habilidades para defender correctamente las propias opiniones.

5 ejemplos de autorrealización

En el siguiente apartado te mencionaremos algunos ejemplos de autorrealización.

1. Lograr experiencias únicas

Una experiencia única es un momento de la vida donde se experimenta una alegría intensa y casi indescriptible. Es más, puede incluir sentimientos de éxtasis y asombro, normalmente este tipo de experiencias te cambian la vida. Además, son esos momentos en los que sabes por qué tu vida tiene sentido y que es lo que verdaderamente te genera felicidad.

2. Construir tu proyecto de vida

Un aspecto fundamental en la autorrealización personal, es planear los sueños y metas que tengas, saber y tener claro cómo vas a llegar allí. Por lo tanto, todas las personas necesitamos tener un sentido claro de hacia dónde vamos y que es lo que queremos lograr en la vida. Además, es primordial que construyas tu proyecto de vida, donde puedas observar cuál es el camino que debes recorrer para alcanzar tu autorrealización.

3. Tener claro quién eres

También las personas autorrealizadas se conocen, tienen claro cuáles son sus valores y no temen ser diferentes al resto de la sociedad. El tener claro quiénes somos nos permite saber hacia dónde vamos y que es lo que realmente nos hace felices.

4. Tener paz interior

Sobre todo, las personas que logran alcanzar la autorrealización a menudo experimentan una sensación de paz interior. Por consiguiente, son personas que logran aceptarse a sí mismos con sus virtudes y defectos, se sienten cómodos con quiénes son y tienen una gran aceptación ante las adversidades de la vida.

Esto es quizás un punto fundamental en la autorrealización y por eso te planteamos estos ejemplos. Ya que te brindara paz interior y satisfacción de saber que estás yendo por el camino que para ti es el correcto.

5. Percibir amor y felicidad de forma frecuente

Ciertamente, las personas que se sienten autorrealizadas experimentan amor y felicidad de manera constante. Como resultado, esto se debe a que están viviendo una vida plena y auténtica, no están viviendo una vida fingida donde intentan satisfacer a los demás. Por el contrario, viven una vida acorde a sus valores y creencias.

La lista de ejemplos podría continuar, sin embargo, lo que esperamos plasmar es que la autorrealización varía en función de cada persona. Por lo tanto, cada uno debe hacer los esfuerzos necesarios para conseguirla, pues no es algo que llega mágicamente.

3 tipos de autorrealización

Como lo decimos anteriormente, cada persona tendrá una idea diferente de cuando llegar a la autorrealización. Sin embargo, también hay distintos ámbitos o tipos de autorrealización adicionales a las que plantea Maslow, pueden darse por separado o simultáneamente.

  1. Personal: la autorrealización personal se refiere a aquellas metas y sueños que se encaminan al crecimiento propio, el entorno familiar, la parea, los hijos, habilidades sociales, inteligencia emocional; entre otros aspectos importantes para desarrollarnos como personas.
  2. Laboral: es aquella que se guía por los logros a nivel laboral, del quehacer de cada persona y su bienestar. Allí es relevante la satisfacción en el ambiente laboral, la retribución económica, el crecimiento y posibilidades de ascenso, las buenas relaciones interpersonales, buen trato de los líderes, entre otros.
  3. Profesional: en la autorrealización profesional buscamos crecer en cuanto a conocimientos, ya sea aprendiendo y capacitándonos de manera autónoma o formándonos en una institución; buscando prepararnos en lo que nos apasiona y nos pueda brindar mejores oportunidades; estos logros profesionales se enlazan también con la autorrealización laboral, pues nos permite escalar a una mayor satisfacción en el trabajo.

¿Cómo lograr la autorrealización?

¿Cómo lograr la autorrealización?

En conclusión, para lograr la autorrealización personal es crucial tener claridad sobre lo que queremos para nosotros mismos y poder proyectarnos sobre cómo podemos alcanzar esto que deseamos. Además, para esto debemos establecer metas claras con sus respectivos “pasos” o pequeños logros que nos ayuden a ir alcanzando poco a poco lo que nos proponemos, pero sobre todo dejar de procrastinar.

Es necesario también tener presente que llegar a la autorrealización es un proceso diferente en cada persona, como lo expones en los ejemplos de autorrealización anteriores. Donde unas pueden tardarse menos y otras personas pueden tardar más tiempo en llegar. Además de que, cada vez que logremos autorrealizarnos en un ámbito específico de nuestra vida, tendremos el deseo de crear una nueva meta o encaminarnos a buscar la autorrealización de un ámbito distinto. Es un proceso constante de satisfacción y de creación de nuevas metas y proyectos.

Sin embargo, es importante saber, que en algunos momentos no sabemos cómo lograr nuestra propia autorrealización. Esto se debe a que no tenemos claro por dónde empezar o simplemente no sabemos cómo trazar un proyecto de vida en esos ámbitos que son fundamentales para nosotros.

Ciertamente, en este caso es recomendable acudir a un profesional en psicología que nos pueda ayudar y a encontrar esas metas que nos queremos trazar. Así que recuerda que en Hakuna Psicólogos en Medellín estamos dispuestos a ayudarte a alcanzar tu autorrealización personal, para que logres vivir una vida plena y auténtica. Así que no dudes en llamarnos y agenda una cita con nosotros.

Erica M. Montoya Londoño

Psicóloga y Psicoterapeuta, Especialista en Psicología de la Actividad Física y del Deporte, Magíster en terapias de tercera generación. Directora de Hakuna Psicólogos en Medellín.